Cada vez más sectores automatizan y digitalizan sus procesos mediante el uso de nuevas tecnologías. Esto también ocurre en el sector agroalimentario y, más concretamente en el sector agrícola, donde la maquinaria tradicional incorpora dispositivos basados en nuevas tecnologías: localización, inspecciones de calidad, gestión de cultivos etc.

El objetivo es mejorar la productividad de las extensiones agrícolas, reducir los costes de producción, mejorar la calidad del producto y, sobre todo, mejorar las condiciones de trabajo de las personas. Por ello, cada vez la inversión en este tipo de tecnología es mayor.

Una de las tendencias actuales es la mejora y el diseño de nuevas máquinas para automatizar procesos que hasta ahora se realizan de forma manual.

Dentro de este marco, ATRIA ha participado en el desarrollo de un sistema para la poda automática de la vid bautizado como ROBOTRIM y del que hoy os contamos más detalles.

¿Qué es ROBOTRIM?

ROBOTRIM tiene como objetivo realizar la poda de la vid de forma automática. Esto incluye tanto su circulación autónoma por las extensiones de vides, como la ejecución del corte para realizar la poda también e forma automática.

La poda se realiza en invierno y consiste en cortar las ramas de la cepa de con un criterio concreto para evitar que crezca de forma incontrolada. Actualmente, se realiza de forma manual, por personal que realiza los cortes utilizando tijeras, habitualmente neumáticas.

El chasis de ROBOTRIM, diseñado con forma de arco, se introduce a ambos lados de la vid, dejándola en medio y se desplazándose a lo largo de la misma. El equipo cuenta con un sistema de visión desarrollado por ATRIA, que detecta, mediante algoritmos de procesamiento de imágenes, los puntos de corte para cada tipo de vid.

La tijera para realizar el corte está colocada en el extremo de un brazo robótico, que tiene las dimensiones suficientes para alcanzar las diferentes posiciones en las que se encuentran las ramas de la vid. De esta forma, realiza los cortes de las ramas concretas, con precisión.

El sistema de visión localiza los puntos de corte en 3D y envía las coordenadas al brazo robótico que se posiciona según esa información para realizar el corte. Para ello, ambos equipos deben estar perfectamente calibrados entre sí.

Además, el sistema cuenta con un conjunto de baterías y motores que permiten el movimiento autónomo del mismo.

Marco de desarrollo del proyecto

El proyecto se ha desarrollado en el marco de la convocatoria nacional del programa de ayudas AEI del Ministerio del Interior. El objetivo de la convocatoria es mejorar la competitividad de las pequeñas y medias empresas, y fomentar la digitalización de diferentes sectores.

Este proyecto ha sido llevado a cabo con los siguientes socios. En primer lugar, FEMAC, es el clúster de los medios de producción agrícola en Cataluña, encargados de la gestión y difusión del proyecto. Grupo Cordorniu, uno de los grupos vitícolas más destacados de España, han puesto a disposición del resto de socios el conocimiento acerca el proceso de poda y los medios para realizar las pruebas de campo Por otro lado, TEYME, empresa especializada en fabricación de maquinaria agrícola ha realizado el diseño del chasis del sistema. La empresa Vernis Motors han proporcionado los motores y baterías que permiten que el equipo se mueva.

 ¿Quieres aplicar robótica con visión artificial en alguno de tus Proyectos? ¡Contacta con nosotros!

¿Necesitas ayuda?

¡Ponte en contacto con nosotros! 
Contacto
close-link