AGVs

Movilidad autónoma e inteligente para las fábricas del futuro

¿Qué son los AGVs?

Los Vehículos de Guiado Automático, mucho más conocidos como AGVs son vehículos que se desplazan de forma autónoma sin necesidad del control por parte de un operario. Pueden transportar varias toneladas de peso y pueden adaptarse a cualquier tipo de carga.

Son equipos muy flexibles que facilitan el transporte interno de elementos y que tienen muchas ventajas como trazabilidad, seguridad y automatización de flujos.

Los AGVs son el presente para algunas fábricas, pero serán el futuro de todas las empresas en sus áreas de logística y transporte interno de materiales.

También trabajamos con los Vehículos Autónomos Inteligentes (AIV). Los AIV son capaces de aprender y moverse de forma natural sin guiados de forma que su trabajo es todavía más flexible.

¿Qué hacemos en ATRIA en un proyecto de AGVs?

Selección del hardware adecuado

Seleccionamos, diseñamos y adquirimos el AGV más adecuado para la aplicación de nuestros clientes. Para ello contamos con una amplia red de proveedores que nos permiten seleccionar la mejor tecnología para cada aplicación

Mapeado y configuración

En este proceso enseñamos al vehículo el entorno de trabajo en el que va a desempeñar su trabajo. Tenemos en cuenta toda la casuistica de su entorno y como debe reaccionar el AGV. Además preparamos al sistema para reaccionar antes cambios de entorno

Instalación y puesta a punto

Una vez selccionado al harware y configurado realizamos la instalación de los AGVs en su zona de trabajo final, realizando pruebas de funcionamiento y ajustando su programación en un entorno real.

Tecnologías asociadas a los AGVs

Existen varias tecnologías de guiado de los AGVs en función de los elementos tanto externos como internos. Una correcta elección del sistema de guiado es el primer paso para la implantación con éxito de un vehículo de estas características en una instalación.

Filoguiado

El AGV se desplaza guiándose por un hilo conductor instalado bajo el suelo, al que se accede mediante pequeñas ranuras donde se introduce un vástago conectado al vehículo. Este método de guiado es muy sencillo pero es el que posee menor flexibilidad, ya que las rutas de movimiento del AGV se limitan a las rutas con el hilo instalado. Hay algunas alternativas más cómodas como las cintas magnéticas que evitan hacer obra para instalar el hilo.

Optoguiado

El AGV se desplaza guiándose por una tira de espejo que se extiende por los recorridos del AGV, colocado de forma continua en los laterales de los caminos (o en el suelo) o en las esquinas donde el AGV tiene que tomar una decisión. Mediante catadióptrico el AGV puede detectar la guía. La instalación de estas guías de espejo no requiere de una obra como en el caso del filoguiado, y la modificación o creación de nuevas rutas es menos compleja, ya que basta con dibujar con tiras de espejo las nuevas zonas para definir los movimientos en el AGV.

Visión artificial

El AGV reconoce mediante visión artificial un array de espejos catadióptricos, calculando y corrigiendo en cada instante la desviación existente entre el AGV y la ruta. En función de la ruta que tiene programada y la distancia obtenida mediante la visión artificial, el AGV realiza los movimientos necesarios para continuar con la ruta prefijada.

Guiado láser

El AGV va equipado con una unidad láser giratoria que realiza barridos para indentificar en su entorno el mayor número de reflectores posibles para determinar su posición en el mapa de la instalación que tiene en memoria. Para realizar el mapa de la instalación se sitúan espejos catadióptricos en posición vertical en puntos estratégicos de toda instalación. Estos espejos serán puntos de referencia con los que calcular la posición del AGV, de la misma manera que el Optoguiado. La principal ventaja de este método de guiado es la increíble sencillez con la que se puede crear una estación de carga/descarga de palés o se puede modificar una ruta.

Mapeado 2D-3D

Esta tecnología permite que no sea necesaria la instalación de ningún elemento externo al AGV, ya que mediante toda la sensórica que tiene embarcada (cámaras, LIDAR, ultrasonidos, …) son capaces de crear un mapa virtual del entorno en el que están trabajando (en 2D o 3D dependiendo de la tecnología). Esto facilita enormemente la puesta en marcha de estos dispositivos, ya que simplemente es necesario mover al AGV de forma manual por los caminos que va a recorrer, mapeando los mismos e internalizando toda la información necesaria para su posterior utilización. Es el sistema más flexible y adaptativo.

¿Qué podemos conseguir gracias a los AGVs?

N

Mejor flujo de materiales. Flujo más constante de los materiales y piezas por las fábricas

N

Trazabilidad. Permite la trazabilidad de las cargas transportadas

N

Seguridad. Evitar accidentes de tráfico en fábricas y almacenes

N

Evitar daños en mercancía. Gracias a su sensórica y procesos automatizados no daña la mercancía

N

Reducir el tiempo de respuesta. El tiempo desde la orden hasta el comienzo del transporte es cero

Nuestros proyectos con AGVs

Contacta con nosotros

Rellena el formulario y te responderemos en el menor tiempo posible

5 + 2 =

ATRIA Innovation
C/ Alaún 14, nave 5 - 50197 Zaragoza | 876 715 051 | info@atriainnovation.com | |